Mientras tanto… en un universo paralelo